fbpx
Madrid · Barcelona · Bilbao · Valencia · A Coruña · Málaga · Sevilla · Zaragoza · Alicante · Santander · Pamplona
Madrid · Barcelona · Bilbao · Valencia · A Coruña · Málaga · Sevilla · Zaragoza · Alicante · Santander · Pamplona

Introducción a los Sistemas RAID

Home > Actualidad > Introducción a los Sistemas RAID
Comparte:

Un Sistema RAID (Redundant Array of Independet Disks) es un conjunto de dos o más discos, junto con una controladora, que gestiona la repartición de datos entre el mencionado conjunto de discos. Esto proporciona una mayor protección de los datos, velocidades más altas de transferencia y una mayor capacidad que la que nos proporcionaría un único disco duro. El servidor ve al sistema RAID como si se tratase de cualquier otro disco duro externo.

El funcionamiento de un sistema RAID se sustenta en dos elementos: DATA STRIPPING y PARIDAD. En el Data Stripping (Bandeado o creación de bandas), los datos que llegan al RAID, procedentes del servidor, son divididos por la controladora RAID en segmentos, cuyo tamaño depende del bloque que se defina. Posteriormente, esos segmentos son enviados a los diferentes discos que componen el sistema RAID. Por otro lado, en el concepto de Paridad, la controladora RAID genera bits de paridad y los almacena en los discos del RAID, obteniendo así la redundancia de datos. De este modo, si un disco falla los datos pueden ser regenerados.

Los discos optimizados que se utilizan para el RAID poseen circuitos integrados que detecta si el disco está fallando, de ser así este circuito se encargará por encima del tiempo real de sacar la información y almacenarla en los otros discos, o si es el caso en el “hot spare”. Un hot spare es un disco que permanece siempre en el sistema esperando a que otro se estropee y él entre directamente en funcionamiento. Una de las ventajas del sistema RAID es la posibilidad, con los discos hot swap, de conectarlos y desconectarlos en “caliente”, es decir, que si un disco falla no hará falta el apagar el sistema para remplazarlo.

Una de las ventajas es el rendimiento general del sistema aumenta ya que pueden funcionar de forma paralela con los diferentes discos del conjunto. Dependiendo del nivel de RAID que escojamos, si uno de los discos del conjunto falla, la unidad continúa funcionando, sin pérdida de tiempo ni de datos. La reconstrucción de los datos del disco que ha fallado se hace de forma automática sin intervención humana. En el caso de algunos sistemas operativos la regeneración de datos se hace desde software, aunque en estos sistemas se pueden usar controladoras RAID que sí regenerarían los datos automáticamente. La capacidad global del disco aumentará, ya que se suman las capacidades de los diferentes discos que componen el conjunto.

Para conseguir mejoras en las prestaciones del RAID, se utiliza memoria cache de lectura, que contiene datos de forma temporal, minimizando así el número de accesos necesarios. En la memoria caché de escritura se almacena un determinado número de bloques de datos, adyacentes a ser escritos, disminuyendo de ese modo los accesos a disco. Un sistema de discos RAID es plenamente multi-usuario, ya que todas las solicitudes de los usuarios pueden ser atendidas simultáneamente.

Fuente:http://test.sindominio.net/~apm/articulos/raid/intro.html

onretrieval.com

Deja un comentario

Líderes en el Sector

Archives

Síguenos en Redes Sociales

Testimoniales

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Powered by